Por qué se produce el desgaste irregular de las ruedas

A lo largo del tiempo, los neumáticos se resienten por el uso. Kilómetro a kilómetro se van desgastando, pero no siempre se desgastan igual. Cada tipo de desgaste indica unas causas. Pero ¿sabes cuáles son?  Si la respuesta es no, sigue leyendo. Hoy te contamos los diferentes tipos de desgaste irregular que existen y por qué se produce cada uno de ellos.

 

Tipos de desgaste irregular y sus causas

 

Hombros del neumático

 

Este tipo de desgaste irregular se manifiesta en ambos hombros de los neumáticos, pero no la parte central. Se produce por una presión de inflado insuficiente o por cargas demasiado pesadas sin ajustar la presión.

Soluciones: Ajustar la presión de los neumáticos según indique el fabricante y ajustarla a la carga con la que vayamos a circular. Es conveniente revisar el neumático para ver si ha sufrido algún daño interno.

 

Hombro exterior del neumático

 

El hombro exterior del neumático desgastado indica exceso de caída positiva y ejes sobrecargados. Para solucionarlo bastará con ajustar los parámetros de alineación.

 

 

Hombro interior del neumático

 

Cuando el hombro interior del neumático se encuentra desgastado, nos encontramos ante un exceso de caída negativa y ejes sobrecargados. Como en el caso anterior, bastará con ajustar los parámetros de alineación.

 

Desgaste irregular en forma de dientes de sierra

 

Si  los canales del dibujo de los neumáticos encargados de drenar el agua se encuentran desgastados, indica amortiguadores en mal estado o un mal reglaje de los parámetros de alineado. Si te ocurre esto, para solucionar el problema, deberás revisar la amortiguación, ajustar los parámetros de alineado, comprobar la presión de los neumáticos y comprobar si hay daños en esta.

 

Banda de rodamiento

 

Cuando la banda de rodamiento presenta desgastes irregulares, tenemos que buscar respuestas en el sistema ABS. Los frenos se bloquean y producen deformación de las llantas y desequilibrado. En este caso,  tendrás que equilibrar la rueda, revisar el sistema de suspensión y los parámetros de alineado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *